Al creer que el COVID-19 era un ‘engaño’, un hombre realizó una reunión familiar que resultó en 14 contagios, de entre los cuales una persona murió y otra más se encuentra intubada.

Tony Green narró en una columna publicada por el medio Dallas Voice, de Texas, que él y su pareja recibieron el pasado 13 de junio a varios familiares en su casa.

Al día siguiente él se despertó enfermo, para el día 15 su pareja y sus padres también lo estaban.

Ese mismo lunes, mis suegros viajaron para presenciar el nacimiento de su primer nieto. Se llevaron con ellos a la madre de mi suegro y a una de las hermanas de mi pareja. Esa noche mi suegro enfermó. Entonces mi suegra y su hija empezaron a sentirse mal. Así que interrumpieron su viaje.

Dos días después, la madre de mi suegro se enfermó. La nueva mamá y papá también se enfermaron. Todos dimos positivo a COVID-19. Solo el recién nacido se salvó”, detalló.

Hasta el día 24 de junio Tony y su suegro acudieron al hospital. Aunque el coronavirus atacó su sistema nervioso central, gracias a la intervención de los médicos no sufrió un derrame cerebral.

El 25 de junio la madre de su suegro también acudió al hospital pero murió el 1 de julio.

Por si fuera poco, el día del funeral de la mujer, el 14 de julio, otros cinco miembros de la familia de Tony dieron positivo al SARS-CoV-2. Esa misma noche, el suegro del hombre fue intubado.

No pueden imaginar la culpa que siento… No pueden imaginar mi culpa por haber sido un negador (del COVID-19) que se burlaba de aquellos que usan cubrebocas y aplican el distanciamiento social. No puedes imaginar mi culpa al saber que mis acciones convencieron a nuestras dos familias de que era seguro cuando no lo era”, lamentó Tony Green.

Por último, el hombre pidió a la gente que aún niega la existencia del coronavirus a que crean, porque se trata de un virus extremadamente contagioso.

Con información de Dallas Voice

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here